Compartir coche para ir a trabajar te puede hacer ahorrar mucho dinero cada mes

volante_Muchas son las personas que van al trabajo en coche, por comodidad, flexibilidad, o simplemente porque no existe una opción viable de transporte público para ir. Incluso cuando las distancias no son muy grandes, un trayecto diario de ida y vuelta al trabajo puede suponer un gasto importante, y no solo en gasolina. Por eso te planteo la opción de ir compartiendo tu coche para ir a trabajar.

¿Cuánto puede costar ir a trabajar en coche?

En primer lugar, tienes que darte cuenta que el coste de un coche no es solo la gasolina. Quizás sea el desembolso más frecuente y más obvio, porque no paramos de ir a repostar, pero hay otros gastos muy notables como el cambio de neumáticos, o los cambios de aceite y filtros que dependen en gran parte de los kilómetros recorridos. Además, no se puede olvidar que cuanto más se usa un coche, más se deprecia en el mercado de segunda mano. Es un coste indirecto y difícil de cuantificar pero es real.

Hagamos una pequeña estimación del coste de ir al trabajo cada día, suponiendo que la distancia de tu domicilio hasta tu lugar de trabajo es de 15 kilómetros. Con las idas y vueltas efectuadas 5 veces a la semana hablamos de unos 660 kilómetros al mes, aproximadamente.

compartir coche para ir al trabajoAhora, no es descabellado estimar un coste del kilómetro de 10 céntimos en concepto de gasolina, ya que probablemente en el recorrido tengas muchos cambios de velocidad y tramos con retenciones, semáforos, etc. Eso nos llevaría a un gasto mensual de 66€. Pero según muchas estimaciones, el coste real (mantenimiento, neumáticos, etc) es al menos el doble que el de la simple gasolina. Entonces digamos que cuesta unos 130€ al mes.

¿Cuánto puedes ahorrar?

Todo depende del número de personas que puedas encontrar y que hagan un recorrido similar al tuyo. En el caso de personas que trabajan en un mismo centro con una plantilla muy grande, se puede incluso llenar el coche y compartir entre 4 o 5. He conocido personas que iban al mismo centro de trabajo, un sitio bastante alejado de la ciudad, y que rotaban entre ellos, de tal manera que cada día conducía una persona diferente, mientras las otras aprovechaban para hacer una siesta o seguir el descanso de la noche.

En el ejemplo que he puesto, aunque solo encontraras a una persona de media para compartir coche, ahorrarías 65€ al mes o lo que es lo mismo, 715€ al año (ya que uno de los meses no se trabaja). Y si consiguieras un grupo fijo de 5 personas, tu gasto anual pasaría de 1.430€ a 286€, es decir un ahorro de 1.144€ al año que da para mucho.

Todo eso sin contar que normalmente, compartir coche es bastante más simpático que hacer un trayecto en solitario.

Si te ha gustado el artículo, puedes abonarte a mi fuente RSS. También puedes seguirme en Twitter aquí.

Artículos relacionados:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*

(Spamcheck Enabled)