Invertir a corto plazo: ¿qué opciones tienes?

invertir a corto plazoCuando dispones de un capital, es frecuente encontrarte en la situación de querer invertir a corto plazo, por distintos motivos. Puede ser porque dispones de una cantidad de forma temporal, quizás busques sacarle una rentabilidad rápida, o simplemente quieres probar un producto de inversión y ver si merece la pena seguir. Vamos a ver cuáles son las opciones para sacar rentabilidad a tus ahorros en poco tiempo, con algunos consejos de sentido común.

¿Cuál es tu situación?

Lo decía en la introducción, puede haber muchos motivos por los cuáles estás buscando información sobre inversiones a corto plazo:

  • Quizás hayas vendido una casa, con el objetivo de comprar otra dentro de poco, y quieres sacar algo de rentabilidad al dinero mientras tanto. O cualquier otra situación similar en la cuál tienes el dinero disponible por un periodo limitado de tiempo.
  • No te gustan las estrategias de inversión a largo plazo, y buscas soluciones que te permitan ganar dinero más rápido, especulando con productos financieros, valores, materias primas, divisas o criptomonedas.
  • Te han hablado de un producto de inversión, y quieres probarlo durante un periodo breve de tiempo con una cantidad pequeña, para ver si merece la pena e invertir más a medio y largo plazo.

¿Cuáles son tus objetivos?

Pues, como ya hemos visto en el blog, tienes que elegir tu tipo de inversión en función de tu perfil de inversor. Vuelvo a insistir en esa idea, partiendo de tu objetivo inicial. Por lo tanto tienes, antes de invertir a corto plazo, tienes que hacerte preguntas importantes como:

  • ¿Necesitas ese dinero para una cosa importante a corto plazo?
  • ¿Estás dispuesto a asumir los grandes riesgos de pérdida que conllevan las inversiones con alto potencial de rentabilidad?
  • ¿Qué rentabilidad esperas?

Si el dinero que quieres invertir a corto plazo es algo que vas a necesitar pronto, o representa una parte importante de tus ahorros, probablemente sea mejor que busques una inversión con poco riesgo, como por ejemplo un depósito a corto plazo. La rentabilidad es baja pero casi no hay riesgo de perder tu dinero, y sacas algo más que si tuvieras el ahorro en una cuenta corriente. No me explayo más sobre este tipo de soluciones financieras, porque algo me dice que has llegado a este artículo pensando en inversiones a corto plazo con buen potencial de rentabilidad.

Si no te importa perder, entonces puedes analizar muchas de las opciones de inversión que te voy a comentar a continuación. Y no olvides que la CNMV tiene unas guías interesantes para inversores.

Invertir a corto plazo en la bolsa de valores

Especular en bolsa

En primer lugar, una aclaración: en bolsa, no se debería hablar de inversión a corto plazo, sino de especulación. En efecto, la bolsa está diseñada para invertir a largo plazo. Las empresas buscan financiación mediante los inversores, a cambio de pagarles unos dividendos y que vaya aumentando el valor de la compañía a lo largo del tiempo. Si el objetivo es conseguir una plusvalía a corto plazo, entonces se está especulando. Y eso se logra aprovechando las variaciones producidas por eventos internos y externos.

Hay una gran cantidad de productos financieros en la bolsa: se pueden comprar acciones, o instrumentos basados sobre esas acciones u otros valores, como fondos y ETFs, opciones call y puts, CFDs, Warrants, y otros productos similares. Algunos de esos productos conllevan un fuerte apalancamiento, lo que permite maximizar beneficios (o pérdidas).

Consejos básicos para invertir en bolsa a corto plazo

  • Como siempre que te hablo de una inversión, tengo que insistir en que diversifiques tus inversiones. No poner todos los huevos en la misma cesta te podrá ahorrar más de un disgusto.
  • Otra cosa es optar por un producto financiero que te permite salir en cualquier momento. Cuando estás especulando, prefieres poder tener siempre el poder de decir “basta”.
  • Un consejo muy importante es definir desde el principio cuanto aceptas perder y cuanto quieres ganar, dentro de un plazo de tiempo. Imagina por ejemplo que decides nunca tener invertido tu dinero más de un día y nunca perder más de un 2% ni ganar más de un 4%. Podrás poner límites automáticos para cerrar tu posición siguiendo tres criterios: la pérdida máxima, el beneficio máximo y el plazo máximo. Usar esta estrategia reduce tu riesgo, y también el beneficio potencial, pero siempre estás seguro de cuanto arriesgas.
  • Infórmate mucho, porque si conoces bien un valor, es más probable que aciertes en tus acciones. Sin embargo, tienes que tener claro que a corto plazo, un inversor individual no dispone de las mismas armas que los grandes actores del sector, y por lo tanto tu tiempo de reacción puede ser muy lento en caso de turbulencias.
  • Ten mucho cuidado con el apalancamiento. Es una herramienta muy tentadora, porque puede multiplicar tus beneficios, pero recuerda que funciona en ambos sentidos.

El Forex

Otra opción de inversión a corto plazo es el mercado de divisas, también llamado Forex. En este blog he publicado varios artículos sobre este producto, que es dentro de los más especulativos. En mi opinión, la gran variación de las cotizaciones asociada al nivel de apalancamiento (que en algunos casos llega a los 400 por 1) hace que tanto las posibles ganancias como las posibles pérdidas sean muy altas. Como para la bolsa, la información y el conocimiento ayudan a reducir algo el riesgo, pero sigue siendo una opción muy especulativa. Con mucho apalancamiento, ya no es una inversión a corto plazo especulativa, sino más bien lo mismo que lanzar una moneda al aire.

Invertir a corto plazo con criptomonedas

Bitcoin y las otras criptomonedas deberían ser herramientas de pago. De momento no lo son, o de manera extremadamente marginal. En realidad son productos muy especulativos de alto riesgo, con variaciones de vértigo. En los últimos meses, Bitcoin ha pasado de subir hasta los 20 mil dólares hasta bajar a 3 mil antes de subir de nuevo encima de los 10 mil y volver a caer.

Yo sigo pensando que son productos extremadamente volátiles, algo muy parecido a unas apuestas. Por lo tanto, si decides hacer inversiones a corto plazo con Bitcoin u otras, ten claros los riesgos.

Si te ha gustado el artículo, puedes abonarte a mi fuente RSS. También puedes seguirme en Twitter aquí.

Artículos relacionados:

  • No se encontró ningún artículo relacionado

Deja un comentario


*

(Spamcheck Enabled)