Lo antimosquitos ultrasonidos son un verdadero timo

antimosquitos ultrasonidosCada primavera es la misma historia. Llega el buen tiempo, y con ellos vuelven los mosquitos. Por eso no es raro ver anuncios que detallan las ventajas de diferentes productos antimosquitos, especialmente algunos dispositivos de ultrasonidos que supuestamente los repelen. Pero no hay ninguna evidencia científica que apoye un efecto repelente de los ultrasonidos sobre los mosquitos. Esos productos hacen parte de la larga lista de artículos inútiles que a pesar de todo se siguen vendiendo legalmente en muchos países.

Diferentes dispositivos de ultrasonidos antimosquitos

Hace unos años, los dispositivos en el mercado se limitaban a unas cajas que enchufabas en zonas estratégicas de la casa. Supuestamente, las ondas de ultrasonido generadas por el aparato ahuyentaban a los insectos, protegiéndote de las picaduras y de las enfermedades que pueden transmitir los mosquitos.

En los últimos años, han aparecido pulseras antimosquitos con ultrasonidos, para que, en teoría, puedas estar más protegido cuando estás en la cama o si te vas en un sitio con mosquitos. Esas pulseras están inspiradas en los productos repelentes químicos que ya existen en el mercado.

Los estudios científicos demuestran que no funcionan

En una publicación en su web, el organismo de defensa de los consumidores Facua pedía la retirada de estos productos de la venta.  Explicaban como numerosos estudios científicos han demostrado la total ineficiencia de los ultrasonidos para repeler los mosquitos. Los argumentos presentados en los anuncios de esos productos nunca se han visto soportadas por pruebas concluyentes en laboratorio. Es más, al contrario, solo se ha podido demostrar su total ineficiencia.

No debería estar permitida la venta de productos tan engañosos

Eso me recuerda lo que ocurre a menudo con cremas antiarrugas y otros productos que basan su argumentación comercial en elementos pseudo científicos. El hecho de que las autoridades de control dejen emitir los anuncios lleva al consumidor a la creencia equivocada de que los argumentos son ciertos.

Además, en el caso de los antimosquitos ultrasonidos, parece lógico pensar que unos insectos puedan ser sensibles a unas ondas diferentes a las que percibimos los humanos. Es una lógica casi intuitiva, que parece tener mucho sentido.

Por lo tanto, con más motivo debería esto producir una reacción por parte de las autoridades. No es lo mismo que con timos tan evidentes como la astrología. El engaño es mucho más sutil porque se disfraza de ciencia.

Aprovecha tus derechos para devolver los antimosquitos ultrasonidos

Si a pesar de todo has comprado uno de estos aparatos, y después de un tiempo te das cuenta que no sirve para nada, todavía estas a tiempo. En los primeros días puedes devolver el producto como cualquier compra. Si ha pasado más tiempo, puedes poner una queja y protestar contra esta estafa.

En este caso, estás completamente en tu derecho de exigir que te devuelvan tu dinero, y por poco que sea lo que hayas gastado, no dudes en hacer escuchar tu voz.

Los productos que sí funcionan contra los mosquitos

Para ahuyentar a los mosquitos, desde hace muchos años existen productos basados en ciertas sustancias químicas. Entiendo que probablemente el éxito comercial de los antimosquitos ultrasonidos viene en parte del hecho de no tener que usar químicos, con su olor característico.

Pero, al menos esos productos funcionan. Para ambientes con pocos mosquitos, los repelentes a base de citronela suelen ser bastante eficaces. Sin embargo, para zonas tropicales o con un gran número de mosquitos, es mejor usar productos más potentes que usan la Dietiltoluamida.

 

Espero que ya sepas que los antimosquitos ultrasonidos no funcionan, y así que puedas evitar su compra.

Si te ha gustado el artículo, puedes abonarte a mi fuente RSS. También puedes seguirme en Twitter aquí.

Artículos relacionados:

Deja un comentario


*

(Spamcheck Enabled)