Como ahorrar en comida: 8 consejos imprescindibles

como ahorrar en comidaCuando quieres reducir tus gastos, si hay una partida que parece intocable, esa es la alimentación. Sin embargo, ahorrar en comida es posible si sabes cómo. Te voy a dar una serie de consejos muy útiles para gastar menos en alimentación, sin perjudicar tu calidad de vida. De hecho, para muchas personas, ahorrar en comida puede implicar también comer mejor. ¿Quieres saber por qué? ¡Vamos allá!

Lo más fácil para ahorrar en comida es ir menos a restaurantes

Quizás te parezca obvio, pero puesto que salir a comer y a cenar es algo muy habitual en España, muchas personas no hacen la relación directa entre gasto en comida y restaurantes. Para muchos, son dos cosas diferentes, ya que la segunda experiencia es algo más propio del ocio que de las necesidades alimentarias.

Sin embargo, comer fuera cuesta muchísimo más caro que hacerlo en casa. Por eso es buena idea salir menos, o escoger restaurantes más económicos. Si tienes que comer fuera por trabajo, lo recomendable es llevarte la comida preparada de casa. Sí, es un poco más engorroso, pero ahorras muchísimo.

Busca proteínas más económicas

Cualquier ahorrador que intenta optimizar su presupuesto sabe que hay que mirar siempre los precios por kilo. En el blog ya te di un ejemplo con la compra de carne. El buey y la ternera cuestan más que el cerdo o las aves, y por mucho. En los pescados pasa lo mismo: hay jerarquías y precios muy diferentes.

Pero no todo es el tipo de animal (o de vegetal), también es la preparación. Por ejemplo, si compras filetes de pechuga, te puede costar un 50% más que la pechuga entera. Y cortar los filetes no cuesta tanto.

El queso suele tener mucha proteína también, además de bastante grasa. En general, es un producto bastante caro, si te fijas en el precio por kilo. Es un alimento que me parece muy rico, pero la verdad es que tampoco es muy sano comerlo en grandes cantidades. Así que, si compras menos, ahorras y cuidas tu salud.

Evita los platos preparados

Hablando desde un punto de vista puramente económico, los platos preparados no suelen ser una buena opción. Si te fijas suelen costar bastante más que la suma de sus ingredientes. Incluso los que parecen baratos, como una pizza familiar. Al final con un poco de harina y cuatro ingredientes haces lo mismo, mucho más barato.

De nuevo, evitar comprar platos preparados tiene una ventaja para tu salud. Si los comes ocasionalmente, no pasa nada, pero en muchos de ellos hay demasiada sal, demasiada grasa o demasiado azúcar. Si te fijarás más en la etiqueta nutricional te darías cuenta.

Para ahorrar en comida, dales una oportunidad a las marcas blancas

Las marcas más conocidas se gastan mucho presupuesto en publicidad para convencernos de que son mejores que las demás. Y la verdad es que a veces es un poco injusto para ellas ver como los distribuidores copian sus productos y los venden más baratos. Pero, si te estás preguntando como ahorrar en comida, una de las estrategias que tienes que probar es comprar las marcas blancas.

Prueba el equivalente de cada marca que sueles comprar. Si no te gusta, siempre puedes volver a lo anterior. Pero, si te gusta, podrás ahorrar sin perder calidad.

Trucos para no tener que tirar la comida

No hay nada peor que comprar comida y luego tener que tirarla porque se ha estropeado. Para eso, tienes que tener un cuidado especial con todos los productos frescos, especialmente la carne y las frutas y verduras.

Por eso, deberías repasar cada día lo que tienes, y adaptar tu consumo para consumir primero lo que se vaya a estropear. Y si no crees que vas a poder comerlo todo a tiempo, siempre puedes congelarlo para comerlo otro día.

El objetivo es no tirar nada.

Prepara menús para ahorrar en comida

Siempre se recomienda ir al supermercado con una lista. Eso está muy bien, pero si quieres hacer una lista acertada, tendrás que saber lo que vas a comer.

Para eso, lo más fácil es que vayas preparando los menús para la semana. Cada plato implica comprar unos ingredientes en unas proporciones adecuadas. Tiene varias ventajas. No compras nada fuera de lo planificado, y además reduces mucho el riesgo que te sobre comida y se estropee.

Cocina cantidades más grandes

No pasa nada por repetir un plato, ¿verdad? Los alimentos suelen ser más baratos cuando los compras en envases más grandes. Por lo tanto, si cocinas grandes cantidades, puedes ahorrar algo de dinero, además de tiempo y también energía. Porque calentar el plato del día anterior siempre será más barato que cocinar uno nuevo. Y también se usa menos agua y energía para limpiar trastos.

¿Cómo ahorrar en comida? Aplica mis consejos para ahorrar en la compra

Hace ya algún tiempo hice una lista de recomendaciones para ahorrar en la compra, es decir para gastar menos cada vez que vas al super. Algunas de esas recomendaciones las he repetido en párrafos anteriores. Hay otras que quería mencionar de forma más rápida. Y si tienes curiosidad puedes saber más leyendo el otro post.

  • Ve a comprar con una lista y atente a ella.
  • No vayas a comprar con hambre, ni con niños.
  • Revisa el ticket después de pagar por si se han equivocado.
  • Analiza tus tickets una vez al mes y mira donde podrías recortar.

 

Creo que con esos 8 consejos para ahorrar en comida serás capaz de reducir mucho tu gasto en alimentación, pero sin perjudicar ni tu salud ni tu calidad de vida. Si tienes más trucos, no dudes en compartirlos.

Si te ha gustado el artículo, puedes abonarte a mi fuente RSS. También puedes seguirme en Twitter aquí.

Artículos relacionados:

Deja un comentario


*

(Spamcheck Enabled)