Diferencia salarial entre hombres y mujeres (la famosa brecha)

diferencia salarial entre hombres y mujeres brechaEs uno de los temas sociales más populares de los últimos años, y cada año salen nuevos estudios intentando medir la evolución de la brecha salarial, es decir la diferencia entre lo que cobran los hombres y las mujeres. Es una temática bastante compleja, con un gran número de factores que hacen que, a día de hoy, los hombres suelen cobrar más que las mujeres. Vamos a analizar el tema, y ver posibles soluciones.

¿De donde viene la diferencia salarial entre hombres y mujeres?

Cuando se hacen medias de salarios entre hombres y mujeres, los primeros suelen cobrar más que las segundas prácticamente en todos los países. Por supuesto sucede lo mismo en España.

Múltiples razones explican la brecha salarial

Un razonamiento simplista sería decir que las mujeres cobran menos porque son mujeres y la sociedad es machista. Pero, la realidad es un poco más complicada que eso. Normalmente, por el mismo trabajo un hombre y una mujer cobran el mismo salario. El problema está más bien en los tipos de trabajos que ocupan mujeres y hombres.

  • Los hombres están mucho más representados en puestos de responsabilidad, que se pagan mejor que el resto de trabajos.
  • Las mujeres suelen ser mayoritarias en sectores peores pagados que otros donde dominan los hombres.
  • En la mayoría de las familias, suele ser la mujer quien se hace cargo de los niños, lo que la lleva a optar por un puesto de menor responsabilidad y horarios reducidos.

Aspectos culturales y sesgos que provocan la desigualdad

Explicar la diferencia salarial entre hombres y mujeres con los argumentos que acabo de listar antes no significa que no existe un problema de desigualdad.

Por ejemplo, el hecho de que haya más hombres en puestos de responsabilidad se debe a su vez a varios factores. Ya te dije que es una temática compleja.

  • Existe unos sesgos identitarios a la hora de contratar a personas. En una empresa donde la jerarquía es principalmente masculina, los hombres suelen tener preferencia por contratar a otros hombres. El género no es el único criterio, por supuesto, pero tiene su influencia.
  • La edad reproductiva coincide con el momento más estratégico para una carrera profesional. El momento para destacar en una empresa, o en la investigación o cualquier otra profesión, suele ser entre los 30 y los 40 años. Las mujeres que tienen hijos, incluso si vuelven al trabajo rápidamente, pierden oportunidades de asenso respecto a los hombres.

Los otros aspectos que mencioné antes, como la elección de un sector u otro, o el cuidar de los hijos, también son factores culturales que acaban influyendo en la desigualdad salarial.

La brecha salarial entre hombres y mujeres tiende a reducirse

Se publican muchos informes sobre la diferencia salarial entre hombres y mujeres. La OCDE tiene una página dedicada al asunto, con estadísticas en diferentes países. Los informes pueden dar datos muy diferentes, según si la brecha se calcula en términos de sueldos medios absolutos o si se toma en cuenta el salario por hora. Cada criterio tiene sus ventajas e inconvenientes.

  • Si solo miras los datos generales, sin tomar en cuenta las horas trabajadas, entonces la comparación es inexacta, ya que muchas mujeres suelen trabajar menos horas.
  • Pero si solo miras el salario por hora, dejas de lado los factores que hacen que muchas mujeres trabajen menos horas por motivos culturales o familiares, lo que hace que al final cobren menos.

El caso es que el análisis estadístico parece indicar que la brecha salarial tiende a reducirse en los países desarrollados. Pero es un fenómeno muy lento. Y esa lentitud no es extraña cuando miramos el peso de aspectos culturales en los motivos de la diferencia.

¿Qué se puede hacer para reducir la brecha salarial?

En realidad, puede que esa brecha nunca se reduzca totalmente, porque en parte viene de aspectos culturales y decisiones personales. No se puede obligar a las personas a optar por otras carreras o a cambiar la organización de su familia.

Dicho eso, tampoco se puede decir que el problema está resuelto y todo depende de la libertad individual. A día de hoy, las mujeres suelen teniendo desventajas en el mercado laboral, y hay que intentar encontrar formas de reducirlas.

Una de las grandes estrategias que están haciendo los gobiernos en todo el mundo es dar más peso al papel del padre en el nacimiento de un hijo. La baja por paternidad cada vez es más larga. De seguir así la tendencia, llegará un momento en el que puede que sea mucho más habitual que el padre se quede cuidando del bebé mientras la madre vuelve al trabajo. Para que eso suceda tiene que haber la posibilidad de hacerlo, y hasta ahora, el padre solo disponía de unos pocos días.

Otra pista son los modelos de referencia. Hay carreras que son tradicionalmente más ocupadas por hombres. En la ficción, los protagonistas que desempeñan esos papeles siempre son hombres. Por ejemplo un bombero, un piloto de avión, un broker de Wall Street, etc. Si se incluyen más ejemplos de mujeres en la ficción, pueden despertar más vocaciones en las niñas, y más interés por esas carreras. Es una simplificación, pero es un ejemplo de como se puede intentar modificar algunos prejuicios culturales.

Buscando la igualdad de oportunidades

El objetivo final no es que los hombres y las mujeres cobren lo mismo, sino que exista la misma oportunidad para cualquier persona, independientemente de su origen, de su género, de su orientación sexual, etc.

Si dentro de 20 años las mujeres tienen las mismas oportunidades que los hombres y los factores anteriores han desaparecido, no importará si ganan un 10% menos o un 5% más que los hombres de media. Pero es probable que una desaparición de las limitaciones favorezca una equiparación de las remuneraciones.

 

¿Qué opinas sobre la brecha salarial? ¿Piensas que la diferencia salarial entre hombres y mujeres desaparecerá algún día?

Si te ha gustado el artículo, puedes abonarte a mi fuente RSS. También puedes seguirme en Twitter aquí.

Artículos relacionados:

Deja un comentario


*

(Spamcheck Enabled)