¿Ganar más o ahorrar más?

Aquí encuentras decenas de ideas para ahorrar y otras tantas para aumentar tus ingresos. Sin embargo, una pregunta interesante es saber si merece más la pena buscar estrategias para ganar más dinero o más bien intentar gastar menos. Me recuerda un poco el dilema de la gente que quiere adelgazar y duda entre hacer deporte o hacer dieta. Como puedes imaginar, lo ideal es hacer ambas cosas, pero vamos a analizar las ventajas e inconvenientes de cada estrategia, para que puedas saber cuál te conviene mejor.

¿Cuál es tu situación económica actual?

Cuando buscas mejorar tus finanzas personales, suele ser porque no consigues ahorrar, o al menos no lo suficiente. Esto no tiene misterio, significa que gastas todo lo que ingresas. Para empezar a generar un fondo de ahorro, necesitas que tus ingresos sean mayores a tus gastos, evidentemente.

¿Por qué te cuento esta obviedad? Porque si todas las personas que no consiguen ahorrar gastan todo lo que ingresan, no todas tienen el mismo nivel de ingreso y gasto. Vuelvo al ejemplo anterior de la pérdida de peso. Para adelgazar tienes que ingerir menos calorías que las que quemas. Las personas que engordan son las que comen más que lo que queman. Pero puede haber personas que hacen mucho deporte y comen muchísimo, y otras que comen solo un poco más de lo necesario y no hacen nada de ejercicio. ¿Ves adonde quiero llegar?

No es lo mismo ganar mucho y gastarlo todo que ganar poco y gastarlo todo. La estrategia financiera que tendrás que aplicar será diferente.

Si tienes ingresos altos

En el caso de que tengas la suerte de ingresar significativamente más que la media de los residentes españoles, entonces tu estrategia principal debería ser de analizar tus gastos y reducirlos. Y hablo de suerte, porque es mucho más fácil para una persona que gana mucho dinero reducir sus gastos que para una persona que gana poco conseguir nuevos ingresos.

  • En prioridad, debes analizar tus gastos mensuales. Apúntate todo lo que te gastas cada mes, durante 2 o 3 meses para tener una mejor idea. Enseguida notarás que hay puestos de gasto que puedes reducir sin que tu ritmo de vida se vea afectado apenas. Ser un poco más selectivo con el gasto en ocio, por ejemplo, te puede hacer ahorrar mucho dinero. No voy a entrar en detalles, ya sabes que hay más de 100 consejos para ahorrar dinero en el blog y puedes consultarlos cuando quieras.
  • Por supuesto, puedes ir buscando ingresos extras, pero probablemente deberías hacerlo sacando una rentabilidad a los ahorros que consigas gracias a tu mejor control de gastos.

Si tienes ingresos medianos

Por definición, es el caso más habitual entre los hogares españoles. Y la solución a tus problemas financieros probablemente sea trabajar en las dos frentes:

  • Revisa tus gastos mensuales y toma algunas decisiones para recortarlos. Si te lo tomas en serio, puedes ahorrar varias decenas de euros cada mes, incluso más.
  • Para poder ahorrar más, deberás también buscar algunos ingresos adicionales, como los que te he listado en el blog. Así conseguirás otras decenas de euros mensuales, que también alimentarán tu fondo de ahorro e inversión.

Si tus ingresos son bajos

Si estás en una situación de ganar poco dinero cada mes, debes hacer dos cosas:

  • Tu prioridad tiene que ser ingresar más, lo que pasa por conseguir un trabajo mejor pagado, o una actividad remunerada adicional. Los ingresos adicionales que mencionaba antes también te pueden servir, pero es mejor plantearte un cambio más profundo para que tu principal fuente de ingresos genere más dinero.
  • Evidentemente, no tienes más remedio que controlar el gasto, pero partiendo de unos ingresos bajos, seguramente la necesidad te haya hecho gastar poco. Es importante que mantengas un nivel bajo de gastos mientras incrementes tus ingresos.

No te equivoques de estrategia

Escribí este artículo porque demasiadas personas se equivocan de objetivo. Hay gente con unos ingresos ya altos que solo busca conseguir más dinero, pero no se da cuenta que el problema lo tienen en el gasto. Si ingresas más pero enseguida lo gastas, no avanzas. Y también hay personas que recortan en todo, pero no consiguen ahorrar porque su problema está en unos ingresos demasiado bajos.

Si te ha gustado el artículo, puedes abonarte a mi fuente RSS. También puedes seguirme en Twitter aquí.

Artículos relacionados:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*

(Spamcheck Enabled)