Consejos para ahorrar en invierno sin pasar frío

consejos ahorrar en inviernoMás frío, menos horas de sol: el invierno puede complicar tu objetivo de ahorrar dinero, ya que los gastos aumentan en distintos conceptos, especialmente en energía. Aquí te propongo unos cuantos consejos para cuidar tus finanzas personales y ahorrar en invierno. Ya verás que con esas recomendaciones no se notará tanto la mala temporada. Y todo eso, sin renunciar a la comodidad y sin pasar frío.

Como ahorrar en luz en invierno, cuando oscurece antes

Al principio de verano, puedes tener luz natural hasta las 10 de la noche. A partir del otoño, tras el cambio de hora, anochece poco después de las 6, y eso luego va a peor a medida que nos vamos acercando al final de diciembre. Pero puedes tomar medidas para no gastar tanta energía en el alumbrado, como:

  • Adaptar tu ritmo a las horas de sol: levántate y acuéstate más temprano, con eso igual no necesitas tanto usar luz artificial.
  • Pon bombillas de bajo consumo en todos lados (si no lo habías hecho ya).
  • Solo ten las luces encendidas en la habitación donde te encuentras.
  • Abre grande las cortinas y persianas, y limpia los cristales para tener más luz natural durante el día.

Si quieres ahorrar en invierno, tienes que cuidar la calefacción

En verano, si hace muchísimo calor, a menudo no tienes más remedio que poner el aire acondicionado para bajar un poco la temperatura en casa. En invierno no ocurre lo mismo. Con ropa caliente o una bata cómoda, puedes estar en casa usando un mínimo de calefacción. En la cama si hace falta te pones una manta o un edredón adicional. Pero realmente no hace falta usar mucho la calefacción.

Aquí es importante recordar las recomendaciones del IDAE para el invierno. Basta tener una temperatura de unos 20 o 21 grados en casa durante el día, y entre 15 y 17 grados durante la noche. La temperatura por la noche te puede parecer muy baja, pero en realidad estás por debajo de las mantas, y no necesitas mucho más para estar cómodo.

Y cuando usas la calefacción, tienes muchas formas de ahorrar. Por ejemplo, el consumo de los calefactores eléctricos suele representar un gasto muy superior a la bomba de calor del aire acondicionado. Un calefactor de gas butano también es bastante más económico que la calefacción por gas natural, aunque esa última es más cómoda. Por lo general, la calefacción eléctrica es la más cara.

No dudes en consultar tus dudas leyendo mi artículo sobre como ahorrar con la calefacción. Podrás tomar medidas para reducir notablemente el gasto que haces en energía en invierno.

En invierno usas más ropa

Parece una tontería, pero en invierno, como hace falta usar más ropa por culpa del frío, también usas más la lavadora. Por eso es importante que recuerdes los principales consejos para ahorrar con la lavadora, especialmente llenarla siempre.

También puedes aplicar trucos de la abuela para ahorrar. Por ejemplo, durante los días soleados aprovecha para hacer un máximo de coladas, y así podrás dejar la ropa secando al sol. En invierno, la lluvia puede estar presente muchos días, así que con un poco de previsión, usarás la secadora lo menos posible.

Se acerca la Navidad

Si no quieres sufrir la cuesta de enero, mejor que recuerdes estos consejos para ahorrar en Navidad. El principal es sin duda que racionalices los regalos y que aproveches ahora para comprar con tiempo a precios asequibles. Cuanto más te esperes corres el riesgo de tener que ir de tiendas al último minuto y de gastar más simplemente porque tendrás poca elección y no tendrás tiempo.

Incluso puedes hablar con tiempo con tu familia y amigos, para juntaros para algunos regalos, o decidir organizar un amigo invisible u otras alternativas más económicas.

 

¿Y tú? ¿Qué consejos tienes para ahorrar en invierno? Puedes compartirlos en la sección de comentarios.

Si te ha gustado el artículo, puedes abonarte a mi fuente RSS. También puedes seguirme en Twitter aquí.

Artículos relacionados:

Deja un comentario


*

(Spamcheck Enabled)